LA RUTA DEL PLACER: DEL CHOCOLATE AL QUESO

Nuestra escapada se centra en Suiza, concretamente partiremos de Charmey y nos dirigiremos hasta Gruyère, recorreremos lo que se conoce como “la excursión de placer”, una escapada para disfrutar del chocolate y del queso.

Comenzamos en  Charmey, en pleno centro de la región del Greyerzerland, con un precioso paisaje alpino y donde se encuentra un nuevo balneario wellness termal donde podrás disfrutar de un relax maravilloso. Bajo el nombre de los Baños de Gruyere (Les bains de la gruyere), con forma cilíndrica de madera y cristal que surge en plenos Alpes, con una curiosa forma de queso y que alberga dos “lagos” con agua mineral. Un lugar espectacular, con dos piscinas enormes, una de ellas interior y ambas de agua mineral, que dependiendo de la temperatura es calentada, curiosamente con leña,  incluso hasta los 32 grados, rica en sales minerales, fantásticas para el cuerpo. Como detalle os contaremos que tiene una mágica cascada que al escucharla casi casi notarás que suena como una canción de cuna.

 

Los Baños de Charmey , con una curiosa forma redonda como un gigante queso.

También encontrarás el Musée de Charmey, donde verás una muestra histórica y cultura de todo el valle, una evolución durante siglos, hasta la revolución francesa, donde se convirtió en el centro de producción del queso gruyer. En la misma exposición hay muchos objetos de la época de los cartujos, además de pinturas y grabados con vistas al valle.

 

El Musee de Charmey con un gran recorrido de historia en su interior.

A pocos kilómetros al este de Charmey y a cuatro de Gruyère,  nos encontramos con  Broc, donde se encuentra una de las primeras y más antiguas fábricas de chocolate, en la actualidad propiedad de la casa Nestlé,  por supuesto visita obligada, donde vivirás de cerca las diferentes etapas de su fabricación con un recorrido interactivo audiovisual. El visitante podrá ver una serie de fotografías en las que aparece la fábrica original de 1898, hasta la década del 60 del siglo pasado. Todo un viaje a través del tiempo, por supuesto en su interior encontrarás una tienda donde tienen toda la gama de chocolates Cailler of Switzerland. Durante la crisis del 29, para evitar desaparecer, se fusionó con Nestlé, y si bien mantuvo su nombre, hoy en día pertenece al gigante de la alimentación.

 

François-Louis Cailler fue el primero en abrir una fábrica de chocolate en Suiza, en 1819

Gruyère, está ubicada en el cantón de Friburgo. Una pequeña ciudad medieval con su maravilloso castillo del siglo XIII.  A sus pies, la “Maison de Gruyère”, de visita obligada para los amantes del queso. Te adentrarás en una exposición sobre el olfato y el gusto, una gran experiencia para los sentidos.

Un auténtico castillo de cuento del siglo XIII.

El pueblo es un lugar ideal para recorrerlo tranquilamente a pie, podrás disfrutar de su arquitectura, de sus tranquilas callejuelas rodeadas de pequeños rincones históricos. Cafés al aire libre, tiendas donde poder comprar recuerdos, sobre todo queso y restaurantes donde podrás degustar riquísimos platos elaborados a base del suculento manjar.

Como si te encontrases en el interior de un cuento, un lugar donde se juntan 800 años de historia y cultura. Fue antigua residencia de condes.  Otra de las grandes ofertas que te ofrece este maravilloso destino es pasear a caballo, montar en globo, o simplemente caminar disfrutando del aire puro, de sus montañas y de sus fantásticos y casi irreales paisajes de los frondosos bosques suizos.

TURISMO DE SUIZA

www.myswitzerland.com/

Por Maite Matallana

 




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.