¿SABES CÓMO SE CUECE UN HUEVO CORRECTAMENTE?

Ahora que estamos en verano, son muchas las recetas que incorporan el huevo cocido en su preparación. La ensaladilla rusa, una ensalada campera o el salmorejo son sólo algunos ejemplos. Aunque aparentemente cocer un huevo es algo muy sencillo, hacerlo bien tiene sus pequeños trucos. Desde Pazo de Vilane, empresa decana en la producción de huevo campero, ofrecen unas recomendaciones para que salga perfecto.

Antes de cocerlos

  • Antes de empezar a cocinar debemos asegurarnos que el huevo sea fresco. Es importante sacarlo de la nevera unos minutos antes de sumergirlo. De esta manera evitaremos que se rompa la cáscara al meterlo en el agua.
  • Otra opción, antes de meterlos en el agua, hazle un pequeño agujerito con un alfiler en la base para liberar el aire que tiene dentro.

El momento de la cocción

  • Llenamos el cazo con agua suficiente que lo cubra por completo y le echamos sal, así pelar el huevo será más sencillo.
  • Cuando hierva el agua, hay que bajar un poco el fuego para mantener el punto de ebullición. En cuanto al tiempo y saber cuánto tarda en cocerse un huevo, depende de su tamaño, el número de huevos que estemos cociendo y de los gustos de cada uno. En cualquier caso, el tiempo indicado, una vez el agua esté hirviendo, es entre 11-12 minutos. Es importante no excederse en el tiempo de cocción, sino la yema saldrá verdosa.
  • Para que pelarlos sea más fácil, una vez pasado unos minutos, es mejor sumergirlos en agua fría con hielo y pelarlos cuando estén fríos, o al menos tibios.
  • En el caso de que nos hayamos olvidado de controlar el tiempo y no sepamos cuánto tiempo lleva el huevo en el agua, para saber si están cocidos, hay un pequeño truco. Cogemos el huevo y lo hacemos girar sobre sí mismo, si al dejar de girar queda de pie, quiere decir que el huevo está duro.
  • Si una vez cocido el huevo, al partirlo en dos la yema no está centrada, hay una forma de evitarlo. Para ello, a la hora de cocerlo, habría que introducir el huevo en el agua con sal ya hirviendo y no en el agua fría. Así, el mismo agua hirviendo hará que el huevo gire. Para reforzar el efecto, al inicio de la cocción puede girarse con ayuda de una espátula.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.