ENTREVISTA A PAZ CASTELLÓ, AUTORA DE “LA MUERTE DEL 9”

Paz Castelló llegó a Tentaciones de Mujer a través de su blog literario www.pazcastello.com y se quedó. Ahora nos presenta su primera novela “La Muerte del 9” (Ediciones Turpial www.turpial.com), un thriller ambientado en un club de fútbol que ha innovado el mundo editorial. Esta alicantina estudió Derecho, pero siempre ha trabajado en el sector de la comunicación, delante y detrás de los micrófonos y las cámaras, hasta que la literatura llamó a su puerta.

 

(Foto de portada: Carolina Roca)

 

-Paz, ¿”La Muerte del 9” es una novela sobre fútbol o una historia que sucede en un equipo de fútbol?

“La Muerte del 9” es una historia que ocurre en un club de fútbol, pero no en el terreno de juego, en realidad habla muy poco de deporte y mucho más de las intrigas que se cuecen tras las puertas de los despachos. Es un thriller que tiene como escenario un imaginario club de fútbol donde todos parecen tener motivos para llegar a matar. Llevado un poco al límite, a través de un asesinato, pretende evidenciar todo eso que en ocasiones hay detrás del fútbol y que no es deporte. Por eso siempre digo que es una novela imprescindible para los amantes de este deporte y fundamental para aquellos que lo detestan.

 

-Los hombres son los que más diarios deportivos leen, ¿qué tipo de lector crees que tendrá “La Muerte del 9”?

Es una novela para todos los públicos y creo que va a sorprender y mucho a las lectoras. Parece que  la palabra “fútbol” esté necesariamente asociada al género masculino y no es así. Precisamente, el aspecto machista de este deporte es una de las críticas que se hacen en la novela. Es un thriller donde no faltan las pasiones y donde las relaciones personales son fundamentales. Está escrito por una mujer y narrado en primera persona por un personaje femenino. Muchas mujeres se van a sentir muy identificadas. Ni que decir que a ellos también les encantará.

 

 

El aspecto machista de este deporte es una de las críticas que se hacen en esta novela. Está escrito por una mujer y narrado en primera persona”

 

 

-¿Pensaremos lo mismo sobre el mundo del fútbol tras leerla?

Todo lo que se cuenta en la novela lo hemos leído alguna vez en la prensa, o lo hemos visto en las noticias. Es una visión novelada de una actualidad que está todos los días en las noticias, a excepción del asesinato, afortunadamente. Los periódicos de deportes y los programas especializados se hacen eco de noticias de equipos de fútbol, no sólo nacionales sino también de otras ligas, que van más allá de lo deportivo.  Esa realidad no nos es ajena, otra cosa bien distinta es que prefiramos mirar hacia otro lado y considerar todo eso como el peaje que hay que pagar para disfrutar de este deporte.

 

-La novela cuenta el día a día de un club imaginario, pero no se queda sólo entre sus paredes. Sin desvelar la trama, ¿podemos decir que va mucho más allá?

La intriga se cuece en los despachos. Hay luchas de poder, negocios turbios, intereses económicos, tensión sexual… una olla a presión a punto de estallar. Como bien dices, el club es imaginario, el Real Triunfo FC, una institución centenaria, querida y respetada dentro de su entorno social. Cuando los cimientos del club se tambalean, afecta también a su ciudad, una ciudad cualquiera, y a sus seguidores. El fútbol como fenómeno social, capaz de movilizar a las masas, es un punto de vista que siempre me ha parecido apasionante.

 

-¿En el mundo del fútbol hay reglas escritas y otras que no lo están? Me refiero a temas como la homosexualidad…

Por mucho que se haya avanzado contra la homofobia en la sociedad actual, todavía hay situaciones tabú. Siempre me pregunto qué ocurriría si un jugador de uno de nuestros primeros equipos saliera del armario abiertamente. ¿Realmente la sociedad lo aceptaría con normalidad? A mí no se me olvidan los insultos racistas en campos de fútbol a jugadores negros. Si fuera un gay el que sale al terreno de juego ¿qué podría ocurrir? La realidad es que ningún jugador de fútbol de las ligas europeas se ha declarado públicamente homosexual y los hay como en todas las profesiones. Francamente, no creo que el entorno en el que viven y trabajan les sea favorable en este sentido.

 

-Últimamente se publican muchas novelas con el sexo como argumento central. ¿Hay sexo en “La Muerte del 9”?

Más que sexo hay tensión sexual, y hasta ahí puedo contar sobre este tema (risas). En realidad hay mucha testosterona en el ambiente. Pero el lector tendrá que leerla para entender qué es lo que quiero decir.

 

 

 

-¿Qué repercusión está teniendo el libro? 

Es increíble el interés que ha despertado tanto en los medios de comunicación como en los lectores. La gente lo pide y empiezan a demandarlo en librerías. Para todos aquellos que quieran tenerlo también está disponible a través de www.turpial.com con envío gratuito a casa. Pero no todo ha sido positivo, la verdad. También he recibido graves insultos de personas que se hacen llamar aficionados al fútbol y por una razón que no termino de entender piensan que escribo sobre su equipo. La novela es ficción, lo he dicho siempre, y actitudes como esta ponen de manifiesto muchas de las cosas que se cuentan en la novela. Pero afortunadamente la inmensa mayoría de aficionados al fútbol no son así, todo lo contrario. Tengo grandes y buenos amigos futboleros.

 

 

He recibido graves insultos de personas que se hacen llamar aficionados al fútbol y por una razón que no termino de entender piensan que escribo sobre su equipo. Es una novela de ficción, lo he dicho siempre”

 

-Trabajaste en un club de fútbol. ¿Habrías escrito esta novela de no haber tenido esta experiencia?

Cuando decidí escribir mi primera novela, pensé que sería interesante abordar un tema que es prácticamente virgen en literatura, como es el fútbol. Además, hacerlo desde una visión distinta, ya que está escrito por una mujer y contado por boca de un personaje femenino del libro. Mi experiencia profesional me hizo fijarme con otros ojos en este mundo que hasta ese momento no me interesó demasiado. Una vez dentro, leí mucha prensa deportiva y mi imaginación se disparó. Podemos decir que trabajar en un club de fútbol me dio la idea. De haber trabajado en una plaza de toros, habría escrito un thriller taurino probablemente.

 

-¿Cómo llega una profesional de la comunicación a ser novelista?

Escribir siempre ha sido mi forma vital de expresarme desde que era niña. Recuerdo haber escrito desde siempre y creo que todos los que escribimos de una manera más o menos privada, hemos tenido alguna vez la aspiración de llegar a escribir novelas. Pero los estudios, el trabajo y la familia, siempre iban demorando este proyecto. No fue hasta hacer públicos mis escritos breves a través de mi web, en 2009, cuando se puso en contacto conmigo mi agencia literaria, Sandra Bruna y me animó a adentrarme en la aventura de convertirme en novelista. Podemos decir que me dieron el empujón para lanzarme a la piscina. Cuatro años después ya he escrito cuatro novelas. Le he cogido el gusto. “La Muerte del 9” es la primera que escribí.

 

 

Mi camino hasta llegar aquí ha sido difícil y gratificante a partes iguales. Llegué a la literatura cuando estalló la crisis y, en mi opinión, la cultura ha acusado especialmente la situación” 

 

 

-¿Cómo ha sido el camino hasta llegar aquí?

Ha sido difícil y gratificante a partes iguales. Llegué a la literatura en el mismo momento en el que estalló esta crisis económica. El mundo del libro, la cultura en general, ha acusado especialmente la situación, y en mi opinión, está especialmente maltratado. El sector editorial dejó de apostar por voces nuevas. Cuatro años dan para muchas negativas, te lo puedo asegurar, pero cada negativa no hacía más que alimentar todavía más mi motivación. Me he dedicado todo este tiempo  a escribir a diario, sin cejar en mi empeño de publicar, creyendo en mi proyecto, en mis obras, con el apoyo de los lectores de mi Blog y el de mi agencia literaria, teniendo la certeza de que este momento llegaría,  pero con la incertidumbre de no saber cuándo.  Hasta que Ediciones Turpial se interesó por “La Muerte del 9” como apuesta editorial, cosa que agradezco mucho. Creo que han tenido muy buen olfato (risas).

 

-Y ahora, tras cuatro años, ¿qué esperas de la novela?

Espero que tenga buena aceptación. Creo en la capacidad crítica del lector y sé que entenderá qué es lo que he querido contar. Es novedosa, no hay nada escrito al respecto, y ser el primero en algo siempre es una ventaja, aunque también puede ser un riesgo. Ahora, como escritora, estoy en otra fase, la de dar a conocer mi obra, porque vivimos en una vorágine informativa donde se publican mil títulos al mes y no sólo es importante escribir bien y contar una buena historia, sino también tener visibilidad. El escritor que piense que su trabajo termina cuando escribe la palabra fin, está equivocado.

 

-“La Muerte del 9” ya está lista para ser leída, pero esperan otras tres novelas más. ¿Tienen algo en común con ésta?

Todas mis novelas son thrillers y todas tocan temas muy actuales, pero son independientes unas de otras. Creo que mis años de periodista se ven reflejados en mis novelas. No puedo quitar la mirada de la sociedad que tenemos para inspirarme.

 

-Por último, una mujer de 43 años, casada y madre de familia ¿de dónde saca el tiempo para escribir?

Como cualquier otra mujer que trabaja fuera de casa, sólo que yo lo hago desde el salón. Suelo escribir en horario escolar, todos los días,  porque es cuando tengo la casa para mí sola y está en silencio. Soy tremendamente metódica y organizada cuando estoy escribiendo alguna novela. Es un trabajo solitario y en mi caso, también muy psicológico porque durante muchos meses, vivo poseída por la historia y sus personajes, llego a tener personalidad múltiple.

 

Puedes seguir a Paz Castelló en www.pazcastello.com

 

 




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *