CINCO REMEDIOS NATURALES PARA LAS QUEMADURAS

Consejos naturales y populares para tratar una quemadura de manera casera. Recuerda que el primer paso es poner la quemadura bajo el chorro suave, nunca fuerte de agua fría. A continuación te damos cinco consejos sencillos que podrás poner en práctica si lo necesitas.

Aloe Vera, corta directamente un trozo de una hoja fresca y coloca su pulpa directamente sobre la zona quemada. Tiene efectos analgésicos y producen una enorme mejoría en la zona afectada, además y muy importante facilita la cicatrización.

Patata, pelar y limpiar una patata cruda y después córtala en láminas. Colócalas en un recipiente en el congelador, tritúrala haciendo una pasta y póntela en la quemadura con la ayuda de una venda. Deberás cambiar esta digamos “cataplasma” dos o tres veces al día.

Yogur, favorece su curación y posterior cicatrización. Coloca un poco de yogur natural sobre la quemadura y notarás hasta que su frescor en la piel parece que cura al instante.

Miel, tiene unos enormes beneficios tanto antibacterianos, evitando posibles infecciones y analgésica rebajando las molestias y el dolor. Sólo deberás poner una capa generosa en la herida.

Lechuga, lava con abundante agua un par de hojas de lechuga, córtala en juliana pequeñitas y añade unas gotas de aceite de oliva, pon una cantidad sobre una gasa y ésta sobre la zona quemada. Deja al menos un par de hora y después retíralo. Puedes repetir la operación si notas que lo necesitas.

 

Consulta siempre al médico antes de seguir cualquiera de estos consejos por si en tu caso específico no es conveniente que lo hagas.




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.