Prueba los cócteles artesanales de MARTÍNEZ BAR

¿Eres un fanático de lo auténtico, artesanal y con carácter? Si la respuesta es afirmativa no puedes dejar de visitar MARTÍNEZ BAR, el nuevo templo de los cócteles artesanales, elixires caseros, ginebras y cervezas premium que ha abierto recientemente sus puertas en pleno barrio de Triball, el más cool de la capital.

 

Si no te puedes resistir a lo clásico con un toque de tendencia no puedes dejar de conocer Martínez Bar. Inspirado en los grandes bares de la Edad de Oro de la noche madrileña, este enclave, situado en el madrileño barrio de Triball, ha sabido conjugar a la perfección la esencia de tiempos pasados con una chispa de modernidad. Esta mezcla tan ecléctica ha sido posible con la ayuda de los muebles reciclados, al igual que lo han hecho sus homólogos del barrio Lower East Side de Nueva York.

Tanto la desgastada barra como sus vividos muebles han sido recuperados de la antigua Mansión del Fumador, el estanco de la Gran Vía que dejó paso a la administración de lotería Doña Manolita. El mostrador, donde antes se dispensaban cigarrillos, sirve ahora de emblemática barra de Martínez Bar y los cajones, en los que se conservaban los puros, se utilizan para guardar los botánicos de sus elaborados gin tonics.

 

Este enclave, situado en el madrileño barrio de Triball, ha sabido conjugar a la perfección la esencia de tiempos pasados con una chispa de modernidad.

 

Sus más de treinta y cinco cócteles (entre 7 € y 8 €) están elaborados con zumos naturales recién exprimidos, elixires (infusiones de alcohol artesanales) y siropes caseros. Van desde la coctelería clásica (Dry Martini, Manhattan, Old Fashioned…), pasando por sus apetecibles aperitivos (Spritz o su refrescante Limonada casera), para llegar a sus exquisitos elixires de la casa (como el Gin Fizz, con ginebra Lemongrass) que se elaboran siguiendo la tradición de los speakeasys neoyorquinos.

Los mismos creadores de Martínez Bar son los dueños del original Gin Bar Barrio Alto, situado en La Latina. De ahí que entre su exclusiva selección de cincuenta ginebras se puedan encontrar marcas exclusivas; todas ellas preparadas de manera especial y vaporizadas con infusiones caseras, como de canela o cardamomo. Además, ofrece una degustación de ginebras acompañadas de tónicas premium, donde se pueden probar cuatro medias copas a un precio especial.

Las cervezas también tienen un papel protagonista en Martínez Bar. Podrás saborear algunas artesanales como la Brewdog escocesa o la madrileña Cibeles. Además, también está el grifo de la famosa Pilsner Radeberger. ¿Se puede pedir más?

Sus mejores elixires también es posible acompañarlos con chacinas de embutidos ibéricos (traídos directamente de la mítica jamonería López Pascual, la más antigua de Madrid), quesos, hummus, salmorejo o la crema del día. Para los más golosos Martinez Bar cuenta con sus exquisitas tartas caseras, como la de zanahoria, la de manzana o el brownie, que hacen el tándem perfecto con la cuidada lista de cafés especiales, tés e infusiones.

Además, desde el mes de febrero los domingos también hay brunch (solo 9,90 €), que incluye un exquisito Bagel (salmón, paté de pato, queso brie, etc.), un zumo de naranja natural, café, té o infusión y una porción de tarta casera (brownie, de zanahoria, de manzana o de chocolate). También se le puede añadir un Bellini o un Mimosa por un extra de 3 € o un Bloody Mary por 5 €.

 
MARTÍNEZ BAR

C/ Barco, 4. 28004. Madrid

Tel. +34 91 080 2 6 83

Horario: Lunes a viernes 17.00-02.30h; sábados 15.00-02.30h
y domingos 11.00-17.00h

 

Por Tamara Vitón

 

 




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.