Facebook AutoPost

BÓTOX CAPILAR, LA SOLUCIÓN DE LOS CABELLOS FINOS Y FRÁGILES

Tener el cabello frágil y fino es un auténtico quebradero de cabeza, ya que tiende a romperse, a deteriorarse y a apagarse con más facilidad. Por no hablar de la falta de volumen… Una solución para este tipo de melenas es el Bótox Capilar, un tratamiento especialmente indicado para rellenar la fibra capilar, revitalizar, suavizar y aportar brillo y cuerpo. ¡Es todo un invento!

En V& I nos revelan todos los secretos de este protocolo capilar que se ha convertido en uno de los más demandados por su clientela. Este centro de belleza ubicado en pleno barrio de Salamanca ofrece todo tipo de tratamientos capilares, faciales y corporales, pero el Bótox Capilar es, junto con el Veggie Dust (barro capilar) y el Dyemask (mascarilla de color), una de sus grandes especialidades.

 

Un tratamiento completamente natural

Se trata de un tratamiento que, a pesar de su nombre, no utiliza toxina botulínica, sino productos cien por cien ecológico. El motivo de que se le relacione con el bótox es que proporciona unos resultados parecidos a este procedimiento estético facial: rejuvenece, repara las fibras capilares dañadas y le aporta suavidad, densidad, brillo e hidratación. Está indicado, por tanto, para restaurar los cabellos dañados.

 

Protocolo de aplicación

Dado que los productos que se utilizan son completamente naturales, el bótox capilar se puede aplicar a cualquier tipo de cabello, aunque está especialmente indicado para bellos finos, sin cuerpo y con poca vitalidad.

El proceso de aplicación dura entre hora y hora y medio y es necesario hacerlo en el salón de belleza.

Para empezar, se lava el cabello en profundidad con un champú especial que abre las cutículas y elimina cualquier residuo. Se aplica en tres ocasiones para garantizar la limpieza.

Tras secar el cabello con la toalla y retirar la humedad con el secador, es el momento de aplicar el botox capilar por secciones, masajeando desde la raíz a las puntas. Se deja actuar y cuando ya ha penetrado en el pelo, se vuelve a lavar con un champú sin sulfato.

Para terminar, se seca el pelo con secador y se sella el tratamiento con la plancha, que ayuda a que el producto penetre mejor en la fibra capilar.

 

Resultados

Desde la primera sesión, la melena se muestra más brillante y sana, las puntas se sellan, es más fácil de peinar, no se encrespa. Además, los cabellos finos se rellenan, mostrando mucho más cuerpo y volumen.

 

Duración

Los efectos del bótox capilar van disminuyendo con los lavados y suelen prolongarse entre tres semanas y un mes, momento en el que conviene repetir el tratamiento.

 

Precio

El precio de este tratamiento en V& I es de 25 € la sesión suelta de y 100 € el bono de 5 sesiones.

 

 

V&I C/ Goya, 108. Madrid.




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com