CONSEJOS PARA EVITAR LA CAÍDA DEL PELO EN OTOÑO

La caída capilar que se produce en otoño es un proceso temporal y natural de renovación del cabello por el que, en esta época del año, se inicia una nueva fase del ciclo de crecimiento del pelo de forma que los cabellos que están en fase anágena, o de crecimiento, pasan a la fase telógena o de caída.

Medical Hair España, clínica especializada en salud capilar, aclara que la pérdida de cabello estacional, también conocida como efluvio telógeno agudo, nada tiene que ver con la alopecia androgenética, que se produce por un incremento de la sensibilidad de los receptores de los folículos pilosos a la hormona masculina.

Sin embargo, en aquellos casos en los que se produce un aumento de la pérdida de cabello relacionada con la llegada de la nueva estación, este establecimiento da las claves para que puedas cuidar tu salud capilar este otoño:

• Mantén el pelo fuerte y revitalizado, además de aportarle brillo, con la incorporación de alimentos de origen animal y legumbres o semillas que contienen biotina.

• Evita la rotura de las fibras capilares secando suavemente el cabello con una toalla en lugar de frotarlo y prescinde de recogidos tirantes.

• Estimula la renovación del cabello con la mesoterapia capilar que consiste en la infiltración de sustancias vitamínicas para nutrir en profundidad el folículo piloso.

• Resuelve la falta de hidratación con la ingesta de alimentos que contienen ácido fólico como las verduras, el aguacate, los frutos rojos o los cítricos. “Si no se mantiene el pelo hidratado, se daña la capa hidrolipídica provocando que el cabello se vuelva seco y áspero, y pierda suavidad”, explica el Dr.Horacio Foglia, director médico de Medical Hair España.

• Reduciendo el uso de planchas o secadores a altas temperaturas durante una exposición prolongada conseguirás evitar daños en la raíz.

• Favorece la regeneración natural del pelo contribuyendo a su crecimiento con mayor densidad a través de la cistina, que se encuentra en la carne, huevos, pescados, cereales y frutos secos.

• Impide la descamación del cuero cabelludo que puede favorecer la aparición de caspa con alimentos que contengan betacaroteno presente en frutas y verduras, tales como zanahorias, calabazas, pimientos, naranjas o frambuesas.

 

No debe preocuparnos la caída del pelo en otoño, pero sí es fundamental el diagnóstico médico de un especialista que determine si la cantidad perdida es normal o excesiva.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *