EL MELOCOTÓN te protege del cáncer de colón

El melocotón es conocido también como durazno, piesco, pero su nombre en latín es Prunus Persica. Es originario de China, desde hace 3000 años a.c., de ahí pasó a Persia.

Pertenece a la familia de las Rosáceas, necesita un clima templado para crecer sin problemas y lo más importante un buen melocotón no resiste bien el frío.

Nace y crece en el árbol del melocotonero, los hay de  pulpa blanda, carne tierna y no pegada al hueso, pero también los hay de pulpa dura.

Los principales productores son China e Italia, aunque en España podríamos decir que tenemos los más jugosos y aromáticos como los de Calanda en Teruel y por supuestos los murcianos. Está considerado como uno de los 20 alimentos esenciales para una vida sana. Es rico en vitamina A, C, B1, B2, B6. Minerales como potasio, fósforo, magnesio, calcio, azufre, cloro, manganeso, cobre y hierro. Posee antioxidantes y algo muy importante Beta-caroteno.

 

Para los problemas de colón

La principal virtud del melocotón para todas aquellas personas que padecen problemas de colón, es su altísimo contenido en fibra. Su labor es hacer que el colon trabaje junto con nuestro intestino de forma natural. Estas propiedades la tiene el melocotón fresco, pero también el envasado en almíbar.

 

Puede tomarse también en dietas

Aunque en ocasiones los más maduros poseen un maravilloso y dulce sabor, lo cierto es que posee muy pocas calorías y casi nada de grasa, por lo que por regla general a no ser que exista algún problema no suele eliminarse de la dieta. Resulta sabroso como merienda a media tarde, sobre todo para matar el gusanillo del hambre entre horas.

 

Un alto contenido en vitamina A

El melocotón es muy rico en vitamina A, esencial en el crecimiento de los niños. Lo ideal sería que la futura mamá embarazada cuente en su dieta con esta fruta. De esta manera tan sencilla conseguirá a la formación ósea del bebé y también en su posterior desarrollo.

 

Un protector contra el cáncer

El betacaroteno que contiene el melocotón, que es en realidad la forma vegetal de la vitamina A, se consigue una protección en nuestro organismo frente a varios tipos de cáncer y enfermedades también de origen cardíaco.

 

Previene el estreñimiento

Resulta una extraordinaria fruta para combatir el estreñimiento, sólo hay que recordar que para obtener estos beneficios lo aconsejable es comerlo diariamente. Su efecto es beneficioso, pero aumenta tomándolo en el desayuno. Puede tomarse tal cual, o bien también en zumo natural. Otra estupenda manera es tomar el fruta ya seco, los conocidos como orejones, un par de ellos cada día en ayunas con un vaso de agua tiene unos estupendos beneficios.

 

Suaviza la cara

Desde la antigüedad el melocotón ha sido un fruto muy apreciado por las reinas, para cuidar en especial su piel y su cara, ayudando a mantenerla lo más suave posible. Para preparar una mascarilla, se necesita medio melocotón pelado y la yema de un huevo batida. Pásalo todo por el pasapurés o la batidora y date con la papilla obtenida un buen masaje facial, déjalo actuar unos minutos y después retíralo con abundante agua fría. También es estupendo como limpiador, antes de acostarte para darle un mejor descanso a la piel fatigada.

 

LOCIÓN HIDRATANTE PARA DESPUÉS DEL SOL

Necesitas un melocotón licuado, medio pepino, tres hojas de menta y dos cucharadas de tapioca. Licua el melocotón, el pepino y la menta. Para que consigas más consistencia, añade la tapioca. Aplícalo sobre las zonas del cuerpo que has expuesto al sol y déjatela puesta unos veinte minutos. Después retírala con abundante agua fresquita.

Consulta siempre al médico antes de seguir cualquiera de estos consejos por si en tu caso específico no es conveniente que lo hagas.

 

 




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.