FRESA, la vitamina de los peques

En las épocas griegas y romanas, la fresa era una planta silvestre. Es un símbolo para Venus, la diosa del amor, debido a su forma del corazón y su color rojo. Existe una leyenda que cuenta que si parte una fresa doble a la mitad y comparte una mitad con una persona del sexo opuesto, ambos acabaran enamorándose uno del otro.

Pertenece a la familia de la rosa y es única porque es la fruta que produce semillas en su exterior en lugar de su interior. Los romanos utilizaban las bayas de fresa para aliviar los síntomas de melancolía, los desmayos, las infecciones de garganta y muchas cosas más. En la actualidad California es uno de los países más cantidad de fresas se cultivan y en España en Huelva, Extremadura y Barcelona .

 

 * Relaja los ojos

Después de un día entero de trabajo el cansancio se nota sobre todo en los ojos, los ordenadores y las luces artificiales hacen que nuestra mirada lo acuse. Unas hojitas frescas de las fresas te serán de gran ayuda. Ponles un buen puñado de sal y restriégalas. A continuación cierra tus ojos y relájate coloca alguna hoja sobre los párpados. Notarás como el cansancio va desapareciendo.

 

* Un aliado de los huesos

Durante la etapa de la menopausia en la mujer se producen pérdidas de calcio, fósforo y potasio, aumentando así los problemas de huesos y la aparición de la osteoporosis. Las fresas cuentan con estos tres valores en su composición y te ayudarán a mantener su cuerpo en forma.

 

* Limpieza en los dientes

Es uno de los dentífricos más saludables y naturales que existen. Evitan la aparición de sarro y además son blanqueantes. Empapa el cepillo con la pulpa de la fruta y cepíllate a fondo. Después enjuágate y a los pocos días notarás sus buenos efectos, dientes muy limpios y con brillo.

 

* Sin manchas

Son la mejor fruta para detener el proceso de la melanina, por que si tu propósito es mejor que reduzcas su ingesta, recuerda que es todo lo contrario de la zanahoria. Las fresas son estupendas como filtro solar, evitan la aparición de manchas en la piel o de las pecas. Son casi como un protector, pero no por eso debes olvidar ponerte crema.

 

* Vitaminas a los pequeños

A nuestros hijos tenemos que prepararles sobre todo en los cambios estacionales reforzándoles con una buena inyección de vitamina. Para esto nada mejor que las fresas. Lava unas cuantas, quítales el rabito y ponles azúcar por encima, después mételas en el congelador. Después de un buen rato los niños lo podrán tomar como si fuese un helado o un riquísimo sorbete.

 

MASCARILLA de FRESAS

Está indicada para las personas que tengan la piel grasa. Se hace mezclando unas siete fresas con dos cucharadas de miel. Se mezcla todo y se aplasta con ayuda de un tenedor. Después con el puré conseguido sólo tendrás que extenderlo por todo el rostro y dejar que actúe durante unos 15 minutos y por último retirar con agua fría.

 

Consulta siempre al médico antes de seguir cualquiera de estos consejos por si en tu caso específico no es conveniente que lo hagas.

 Por Maite Matallana




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.