Se monta el escándalo más grave de la televisión BARBARA REY: “ME IMPORTA UN PITO CHELO”

Un día después de montarse el escándalo más grave de la televisión, su protagonista, Barbara Rey acabó por declarar en el programa de Ana Rosa: “A mi Chelo me importa un pito” poniendo así la traca ¿final? a la que se había liado el día anterior.

Coincidiendo con su 62 cumpleaños,  Bárbara Rey se encontró con un regalito que no ha debido hacerle demasiada ilusión. El programa “Sálvame”, de Telecinco, emitió una conversación telefónica que la artista mantuvo con José María Franco (conocido por ser el exchófer de Rocío Carrasco y Antonio David Flores) en la que pone a caer de un burro a un buen número de “presuntos” amigos y compañeros de profesión, entre los que se encuentra Chelo García Cortés.

Lo que se vivió tras la emisión de sus palabras fue escalofriante. Chelo y Bárbara protagonizaron un sonado enfrentamiento en vivo y en directo. La periodista desde el plató y Bárbara desde su casa.

Todo comenzó con la emisión de las declaraciones de Bárbara sobre Chelo:

 

“Mi encuentro con Chelo fue de una sola noche; estábamos en el sofá de casa y surgió… Yo experimenté algo que no había experimentado nunca y me dí cuenta que aquello no era lo mío. Eso se quedó como un episodio muy especial y nos quedamos como las amigas del alma que somos. Yo creo que a ella sí le sirvió, porque se dio cuenta lo que le gustaba y siguió por ese camino”.

Al escuchar las palabras de su amiga, la periodista y colaboradora de “Sálvame” no pudo evitar dirigirse a ella en directo para reprocharle su comportamiento:

 

“Bárbara, eres mi amiga y te quiero, pero no tienes derecho a hablar de terceras personas ni en privado. De ti puedes decir lo que quieras, pero yo no hablo de ti nunca y menos con gente que no te conoce. Yo no conozco de nada a este señor y no tienes por qué contarle ningún asunto relacionado conmigo que sea privado”

Ion, reportero del programa, se encontraba a las puertas de la casa de Bárbara Rey para intentar conseguir unas declaraciones de la artista.  Todo parecía indicar que no iba a dar la cara, pero de repente abrió la puerta, salió y aprovechó para contestar a su amiga:

 

“Yo también te quiero Chelito, pero te recuerdo que la que empezó todo esto con la dichosa preguntita del polígrafo fuiste tú, así que no te enfades tanto. Yo hablo de ti en privado y tú lo haces en la tele, en el programa en el que trabajas”, comentó y prosiguió insinuando que la periodista era un poco hipócrita:“De todas formas yo sé que Chelo no se enfada, que eso sólo lo hace de cara a la tele”.

 A partir de este momento comenzó un cruce de reproches que se vio interrumpido por el final del programa. Esta fue la conversación de ambas:

Chelo: “Anda, pero si yo pensaba que lo del polígrafo estaba zanjado. Eso me dijiste. Hay que ver… De todas formas ya te contestaré en privado”.

Bárbara: “No, contéstame ahora. No me lo puedo creer, pero… ¿de verdad estás enfadada? Pero si esta mañana me has enviado un mensaje para felicitarme que llevaba tréboles y corazones negros… Ay!! ahora lo entiendo!!! Lo de los corazones negros era porque ya te venías venir esto, ¿no?”

Chelo: “De eso nada. Yo no sabía nada de esto hasta que he llegado al programa. Te he felicitado y no te he mandado corazones negros. Ahora enseñaré el mensaje a todo el mundo para que lo vean”.

De repente, la conexión con Bárbara se perdió y Chelo aprovechó para zanjar el asunto: “Bárbara es una gran actriz. Salir como ha salido indemne esta tarde no es nada fácil y lo ha hecho muy bien. Eso no quiere decir que a mí no me moleste lo que ha hecho”.

La periodista también apostilló: “A mí me hacen lo que le han hecho a Bárbara Rey y yo me voy directa a un juzgado”

 

 Y aquí quedó todo por el momento, suponemos que…

CONTINUARÁ…

 

 




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com