ISABEL PANTOJA ESTALLA ENTRANDO EN DIRECTO EN SÁLVAME. NO TE PIERDAS LAS IMPACTANTES DECLARACIONES DE UNA MADRE ¡MOMENTO HISTÓRICO!

isabel pantoja

“Prefiero saber que mi hija está ahí dentro. Yo estoy más tranquila de que esté dentro de la casa de Gran Hermano”.

“Es triste no saber dónde está mi hija, por lo menos sé que no está por las calles por la noche”.

“Mi hija se fue de casa antes de cumplir los 18 años y ahora aunque tenga 22 no voy a aceptar que llegue a las 7 o a las 9 de la mañana”.

“Yo me vine a Madrid, dejándolo todo por ella, para que estudiara. Cantora es mi hogar, un hogar que yo dejé, me fui a Madrid por ella”.

“Lo menos importante es que no se haya despedido de mí antes de entrar en el programa”

“Mi nieto está con su padre que es con quien tiene que estar y con su abuela la madre de su padre.  Y los fines de semana estará conmigo, que soy su abuela y que mi nieto me tiene aquí para lo que sea”.

“No veo la televisión, no lo pongo para no sufrir”

“Qué mi hija no quiere tener una profesión…¿Y yo qué hago? Ella tiene bastantes estudios para hacer lo que quiera, lo que quiera y lo que está haciendo a mí no me gusta nada”.

“Prefiero que Isabel esté allí los tres meses que dure el programa, que es un programa que está muy bien y que se lo pase bien a que esté fuera”.

 

PANTOJA CARGA CONTRA DULCE

“La persona que tiene mi hija a su lado le consiente todo y yo no. No es mi niña”.

“El sufrimiento de una madre solo lo sabe una madre que cría a una hija desde los tres meses de vida”.

“Yo no perdí a mi hija cuando se quedó embarazada la perdí por mi empleada de hogar”

“Es una deslealtad absoluta por su parte que vive de ella, que parece muy buena y muy santa”.

“Dulce tenía una nariz tres veces más grande que ahora y a mí me doy pena, le pagué una operación de cirugía en la clínica Ruber con el doctor Monereo y así me lo paga todo”.

KIKO RIVERA: “MAMÁ TE PIDO QUE TE DESPIDAS”

kiko rivera

Kiko quiso entrar por teléfono para intentar frenar a su madre y convencerla de que no hablase más. Él estaba en Sevilla arreglándose para acudir a la puesta de largo de su sobrina Cayetana y su madre entraba por teléfono desde su hogar en Cantora. Kiko confesó estar en estado de shock tras oir la intervención de su madre por teléfono.

“Mamá ya está bien. Mamá cuelga”.

“Sufro mucho de ver a mi madre así. Mi madre nunca entra y a mí como hijo me duele mucho, está muy bien que se exprese y soltar lo que lleva dentro que los que la queremos, no queremos que sufra más decirla mamá basta”.

“A mí me duele verla así”




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *