EL USO DE AUDÍFONOS REDUCE EL DETERIORO COGNITIVO

El desarrollo de problemas auditivos en la población es una de las principales preocupaciones del último siglo. Según datos de la Organización Mundial de la Salud casi 400 millones de personas sufre algún tipo de problema de oído en todo el mundo.

Las patologías relacionadas con la audición afectan directamente sobre la cognición, es decir, sobre el modo en el que el cerebro recibe, asimila y comprende la información que le llega a través de estímulos. Esta situación puede protagonizarse en cualquier momento de la vida, sin embargo, un estudio publicado por el Journal of the American Geriatrics Society, pone de manifiesto que puede solucionarse no solo en edades tempranas, sino también durante la madurez.

Según explica la profesora Hélène Amieva, responsable de la investigación en la Universidad de Borudeaux, Francia, “este análisis desvela dos importantes certezas. En primer lugar demuestra que la pérdida auditiva acelera realmente la disfunción cognitiva y todos los problemas derivados de esta. Y en segundo lugar, se ha comprobado que esa disfunción se produce por igual tanto en las personas que utilizan audífonos como en las que no, por lo que la tecnología aplicada es clave a la hora de mejorar su calidad de vida”.

El estudio, llevado a cabo entre un total de 3.670 adultos con edades superiores a los 65 años, lanza la hipótesis de que el uso de audífonos de última generación ayuda a restaurar las habilidades comunicativas ralentizando la pérdida cognitiva, también en personas mayores de 80 años. Y es que, pese a lo que se podía pensar inicialmente, se puede mejorar la calidad de vida de las personas con problemas de audición a cualquier edad.

“El 80% de las personas mayores de 80 años experimentan pérdida auditiva. El hecho de que sean mayores no quiere decir que no busquemos soluciones, sino todo lo contrario. Esta investigación nos ha ayudado a demostrar que realmente se puede mejorar su calidad de vida, paliando los efectos que la sordera puede provocar y haciéndoles más partícipes de la sociedad”, continúa Amieva.

 

Investigación, la clave de la salud auditiva

Al hilo de sus afirmaciones Oticon, líder mundial en fabricación de audífonos, lleva a cabo una fuerte labor de investigación, poniendo de manifiesto que es necesario continuar con la innovación tecnológica con el fin de descubrir nuevas soluciones para el cuidado de la audición.

 

 

“Desde sus inicios el objetivo de Oticon ha sido siempre la protección de la salud auditiva. Trabajamos en el desarrollo de tecnologías que, además de permitir la recepción de los sonidos, garanticen una mayor y mejor comprensión de los estímulos externos del habla. Solo garantizando que el cerebro reciba la información adecuada seremos capaces de conseguir que las personas con déficit de audición protejan sus habilidades mentales y sociales”, explica José Luis Blanco, Jefe de audiología en Oticon España.

En este sentido la compañía ha lanzado recientemente su gama Oticon Opn, una nueva generación de audífonos que ofrecen una escucha en un entorno 360o. Gracias a sus características técnicas el ruido se reduce, favoreciendo la identificación de múltiples interlocutores y centrando la atención en el mensaje. Con esta tecnología OpenSound se consigue que la información llegue al cerebro de la mejor manera posible, facilitando la comprensión y recuerdo de la misma.

Con estos avances Oticon espera sensibilizar no solo a la sociedad médica, sino al ciudadano de a pie quien, ante los primeros síntomas de pérdida de audición tanto en su persona como en alguien de su entorno, sea capaz de acudir al especialista y poner remedio a esta problemática. Cuanto antes se ataje el problema, menores efectos tendrá en el futuro, con la consiguiente protección de la audición y desarrollo mental de la persona afectada.

 




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *