LO QUE LE OCURRIÓ AL INGLÉS QUE TOMÓ 35 VIAGRAS

Un británico de 36 años -probablemente aburrido y con más de una copa dentro del cuerpo- decidió ingerir 35 cápsulas del popular Viagra en una hora.

El blog The Daily Beast narró la historia de Daniel Medforth, quien ingirió los medicamentos a pesar de que con sólo uno ya se sienten los efectos conocidos. Su objetivo era saber las consecuencias del producto en exceso.

Sin embargo, Medforth contó que pocos minutos luego de haber cometido el acto, debió ir a un hospital.

El hombre aseveró que, contrariamente a lo que se puede imaginar, no tuvo una erección permanente, “pero sí una excitación incontrolable” con sólo rozar su entrepierna. Además, comenzó a ver todo con un color verdoso, sufrió mareos y dolores de cabeza.

Pero la pesadilla no terminó allí, pues reconoció que los médicos “tenían que aguantarse la risa” al momento de atenderlo.

Ojo que él salvó la vida de milagro pero semejante barbaridad puede terminar en un funeral.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies