AGENTE DE TRÁFICO NO SE HACE PRUEBA ALCOHOLEMIA

J.M.J. Guardia Civil de Tráfico ha recibido la confirmación del Tribunal Supremo de la sanción que le impuso la Guardia Civil de Tráfico por negarse a someterse a una prueba de alcoholemia que le había ordenado un superior cuando le descubrió con síntomas de embriaguez mientras estaba patrullando.

La sanción es de seis meses y un día de suspensión de empleo y el cese de su destino en Tráfico durante dos años.

J.M.J. estaba destinado en el subsector de Tráfico de Madrid Norte en el destacamento de Villalaba y su cometido era vigilar la nacional VI, la autovía A-6 y la autopista AP-6




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.