ANA ROSA QUINTANA: «HAY GENTE A LA QUE LE GUSTARÍA QUE YO NO EXISTIERA»

Ana Rosa Quintana conduce en Telecinco el magacín diario más longevo de la televisión española. Su dominio de las mañanas televisivas desde hace nueve años la ha coronado como la ‘reina de la tele’, término que no aprueba porque no le gustan las monarquías y “menos las absolutas”. XLSemanal entrevista a la periodista, quien asegura que continuará trabajando en televisión hasta que “el cuerpo aguante”.

“Yo he conseguido esto currándomelo, levantándome a las cinco y media de la mañana y teniendo un equipo que se deja la piel y la vida por mí”, argumenta Quintana para justificar el éxito profesional que vive actualmente.

Para mantenerse arriba después de algún revés, sigue la máxima de levantarse al día siguiente y seguir haciendo su trabajo. “No soy melodramática y asumo que estoy cara al público y que me pueden dar. Pero, en mi caso, uno tiene la sensación de que hay alguien que está deseando que me vaya mal” afirma.

Este hecho es algo previsible cuando se trata de una profesional que lidera las audiencias. Sin embargo, Quintana considera que se debe a que es “un poco outsider”, no está en ningún grupo mediático, no participa “en cenáculos” y no se siente “cercana” a ningún partido político. “Al final, cuando tú eres independiente y pasa algo, te dan por todas partes”, señala.

¿Y Ana Rosa Quintana se ha granjeado muchos enemigos? “Muchas veces tienes enemigos por el mero hecho de existir”, declara la periodista, quien considera que hay gente “a la que le gustaría que no existiera” o que se fuera.

A pesar de todo el éxito que ha cosechado y de todo lo que ha aprendido, dice que continúa siendo fiel a sus orígenes. “Dentro de mí sigue habiendo una chica de barrio y de vez en cuando me sale el barrio. Por ejemplo, cuando me enfado, me sale… Y puedo dar un cabezazo si hace falta”, concluye.




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.